Estos delicados y prácticos hornillos están diseñados especialmente para potenciar su utilidad de una forma absolutamente más segura y placentera.
Al poseer una lámpara, como fuente de calor, evita la peligrosidad que pudiera provocar el contacto del fuego y el aceite.
Y al mismo tiempo, permite que el agua mantenga un calor constante,
profundizando la fragancia de la esencia elegida.
Constituyen un valioso medio para disfrutar de los comprobados beneficios que
aporta la aromaterapia.
El cuenco tiene la suficiente capacidad para no tener que reponer agua por el término de ocho horas aproximadamente. Teniendo en cuenta que si se quiere optimizar su poder terapéutico es conveniente agregar algunas gotas de esencia más o menos cada dos horas.
Recuerda que la Aromaterapia recurre al olfato y a sensibilidad de la piel para tratar de armonizar el cuerpo y la mente. Esto se logra mediante la modificación de los estados emocionales y anímicos.
Descubre el bienestar que los aromas pueden aportar a tu vida.

Modo de Uso
Coloca agua caliente (no hervida) hasta llenar el recipiente. Luego agrega unas 15 gotas de esencia. Elige la que más te agrade, o tal vez te animes a realizar la mezcla que más necesites.